Rinoplastia, cirugía de nariz

El arte de modelar tu nariz armonizando tu rostro

La cirugía estética de la nariz o rinoplastia es una de las técnicas más complejas a la que puede someterse un cirujano por diversos motivos, tanto por la necesidad de llevar a cabo un trabajo perfecto al ser una zona de tejidos delicados, como por analizar al paciente anatómica y psicológicamente para comprobar la idoneidad del tratamiento a realizar.

Abarca desde la corrección de un pequeño resalte óseo, hasta disminuir el tamaño de toda la pirámide nasal. Como en todas las cirugías, es muy importante el diálogo y debes expresar claramente lo que quieres cambiar para aplicar la técnica correcta y así asegurar la satisfacción del paciente.

Debes consultar con el especialista siempre que te agobie la forma de tu nariz. Puede que el problema tenga solución. Pero es importante que sepáis que no podemos hacer una nariz nueva, sino corregir la tuya propia.

Dependiendo del problema habrá que emplear una técnica u otra. Puede preocuparte la parte ósea (la “giba”), o la parte cartilaginosa (Punta gruesa, punta caída).

Podemos buscar una proporción nueva o solucionar una sola parte.

Acudirás las veces que necesites a la consulta. Revisaremos tu estudio de preanestesia y las pruebas que yo necesite para que estés bien explorado antes de intervenir, como una resonancia si tienes gran dificultad respiratoria.

Es importante conocer tus antecedentes médicos: si tomas algún medicamento, fumas o si tienes alguna alergia.

Suelo recomendar un antibiótico, para prevenir la infección.

El día de la cirugía es necesario un ayuno de seis horas.

La realizaremos en las instalaciones del Hospital Vithas Sevilla Aljarafe. En sus quirófanos, aunque ingresarás en tu habitación, donde pasarás unas horas tras la cirugía.

Se realiza con anestesia local bajo una sedación.

Estarás dormido/a en todo momento y no sentirás absolutamente nada.

El tiempo de cirugía es de dos horas aunque para los familiares, el tiempo será mayor ya que incluye el traslado, las presentaciones, las fotografías.

Es una cirugía que se explica mucho mejor con gráficos, pero resumiré las diferentes posibilidades.

  • La incisión o cicatriz puede ser interna o externa. La primera si el tratamiento es principalmente óseo y moderado de la punta.Necesito realizar una cicatriz externa cuando hay que reducir mucho el tamaño de la punta cartilaginosa. Aquí veréis una pequeña línea en la base de la nariz o Columela.
  • Si el hueso requiere que lo rectifiquemos debemos  fracturarlo y unirlo, para conseguir estrechar la nariz.
  • El cartílago hay que tallarlo. Tanto el tabique que forma la pared interna, como el que forma la punta de la nariz. Son pequeñas estructuras unidas entre sí que deben tener unas medidas homogéneas, para que resulte una nariz armónica.

Al final de la intervención te colocaremos unos pequeños tapones nasales y en el exterior una férula metálica que fijaremos con esparadrapo.

Sólo necesitáis estar unas horas en la clínica, aunque si utilizamos anestesia general yo te recomendaré quedarte una noche.

En los dos primeros días tendrás sensación de taponamiento, como un gran resfriado, con cefalea ocasional, pérdida de los sabores. La inflamación facial es muy variable pero suele durar una semana.

En 15 días no se notará la cirugía, pero el resultado definitivo tarda meses en apreciarse.

La primera es a los dos días para retirar los taponcitos, después son semanales y finalmente mensuales. Se van espaciando progresivamente pero necesitareis revisiones durante un año aproximadamente.

Información rápida

Cirugía

Requiere cirugía

Tiempo de la intervención

1 hora y media aprox.

Anestesia

Local bajo sedación

Ingreso hospitalario

No es necesario. Opcional para el paciente

Resultado definitivo

A los 15 días de la intervención

Revisiones

Mínimo 4 revisiones

Alta médica

Al año

Para más información:

  • 954 46 40 58